CCTV

 

El circuito cerrado de televisión (CCTV) provee información importante para obtener un panorama completo de lo que se esta vigilando. Es un sensor particularmente importante ya que en rangos cortos es capaz de reconocer el tipo de objetivo y en algunos casos la identidad de los objetivos.

 

Las cámaras modernas pueden proporcionar una cobertura de alta definición en todo tipo de visibilidad durante el día y la noche. Las imágenes de cámaras térmicas y con infrarrojos mejoran notablemente la detección y reconocimiento de los objetivos. Cuando se combinan con reconocimiento de imágenes, reconocimiento óptico y con softwares sofisticados de procesamiento de imágenes, los sistemas de CCTV se convierten en sensores muy eficaces  y en proveedores de información de identidad.

 

Los sensores de CCTV pueden ser controlados remotamente en tres ejes: pan, tilt, y zoom; y pueden aceptar la designación de otros sensores de información como los radares, RDF y AIS para complementar el rastreo de los objetivos.